Usted está aquí:NoticiasPoliticaGABRIEL LAESPRELLA, URUGUAYO SOCIÓLOGO POR LA UNIVERSIDAD DE LA HABANA. ESPECIALIZADO EN POLÍTICA INTERNACIONAL.
05
Diciembre

ECUADOR- NOTA CON VIDEO

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner resaltó la solidez de la Unasur, basada en la "unidad" y "convicción de paz" de las naciones, al participar en Quito de la inauguración de la sede permanente del organismo, denominada "Néstor Kirchner", en homenaje al fallecido mandatario.

"Hemos podido superar difíciles momentos en la unidad, en la discusión y la diversidad; los cimientos de este edificio no sólo son sólidos por el hormigón, el cemento y los ladrillos, sino porque están construidos desde la historia, la convicción de paz y la unidad", declaró Cristina en la Ciudad de Mitad del Mundo.

Allí, a pocos kilómetros de Quito, se realizó una colorida ceremonia, encabezada por el presidente anfitrión Rafael Correa, de la que participaron también el secretario general de Unasur, Ernesto Samper, y los mandatarios Dilma Ruosseff (Brasil), Juan Manuel Santos (Colombia), Evo Morales (Bolivia), Nicolás Maduro (Venezuela), Desaire Bouterse (Surinam), Donald Ramotar (Guyana) y Horacio Cartés (Paraguay).

Cristina: “El ordenamiento político, económico y social de América del Sur lo decidimos desde acá

Por el contrario, se excusaron de participar Michel Bachellet (Chile), Ollanta Humala (Perú) y José Mujica (Uruguay), quien tras asumir ayer en Guayaquil la presidencia Pro Témpore de Unasur continuó su gira rumbo a México para asistir a la Cumbre Iberoamericana.

La nueva sede "Néstor Kirchner", erigida sobre la línea imaginaria que divide al planeta en dos hemisferios, quedó formalmente inaugurada con el tradicional corte de cinta a cargo de obreros participantes de la obra, niños de las escuelas de la zona y migrantes.

En ese lugar, además, se descubrió una estatua de bronce de la figura de Kirchner, primer secretario general de Unasur, y se realizó una suelta de globos con las banderas de los países miembros, todo acompañado por canciones entonadas por niños de la Sinfónica Nacional.

En su discurso, Cristina consideró además que la nueva sede es también "memoria" de "miles de sudamericanos que desaparecieron" durante las dictaduras militares que gobernaron la región décadas atrás.

"Este edificio representa algo más que la Unasur: representa la historia sufriente de nuestros pueblos desde la misma fundación hace ya 200 años y de esta segunda batalla que estamos dando en este siglo XXI, que es la reindependencia económica y la reconstrucción cultural de nuestras naciones", destacó.

“El ordenamiento político, económico y social de América del Sur lo decidimos desde acá"

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner resaltó la solidez de la Unasur, basada en la

"Hoy el ordenamiento político, económico y social de América del Sur lo decidimos los gobernantes elegidos por mandato popular de nuestros pueblos", advirtió la jefa de Estado y recordó el "no" al ALCA expresado en el 2005 en la Cumbre de Mar del Plata, donde confluyeron los entonces mandatarios Kirchner, Luiz Inacio "Lula" Da Silva (Brasil) y Hugo Chávez (Venezuela).

"Quizás eso no nos perdonan, pero preferimos que nos recuerden nuestros pueblos y no que nos perdonen la vida desde otras latitudes", enfatizó Cristina, para quien "la democracia no vale" si no es ejercida con "profundas convicciones de mejorar la calidad de vida de los pueblos".

"Igualdad no es una palabra que se canta solo en los himnos, sino que debe ser una realidad de nuestros pueblos", insistió.

Previo a la ceremonia, en un clima distendido, los mandatarios habían recorrido parte de la moderna obra arquitectónica de 20 mil metros cuadrados, explanadas, espejos de agua y jardines, construidos en Mitad del Mundo como símbolo de la integración suramericana.

Allí, más tarde, la Orquesta Sinfónica Unasur interpretó el Himno Nacional de Ecuador, y se escucharon los discursos del alcalde de Quito, Mauricio Rodas, de Samper y de Correa.

También se proyectó un video de homenaje al fallecido ex presidente venezolano Hugo Chávez, principal impulsor, junto a Néstor Kirchner, de la Unasur.

Como cierre de las actividades, la VIII Cumbre de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno de Unasur dio a conocer un documento que proclama el "imperecedero compromiso político con los ideales de la construcción progresiva de la unidad de Suramérica".

Esa unidad, resalta el texto, está pensada como un "instrumento efectivo" para contribuir al "bienestar" de los pueblos y para proyectar a la región "como una zona de paz consolidada, que promueve un mundo multipolar equilibrado y justo".

"La paz, la democracia y la promoción de los derechos humanos son los principios rectores del proceso de integración regional, impulsados a través de las agendas social, económica, política, e institucional", subraya el documento.

 

01
Diciembre

El diálogo de Tabaré con Cristina

Escrito por
Publicado en Internacionales
Visto 1898 veces

La mandataria llamó al presidente electo de Uruguay para saludarlo por su amplia victoria en el balotaje de este domingo. Hablaron de una reunión bilateral. También celebró la victoria en Twitter.

Scioli junto a Tabaré Vázquez en el conteo de votos

La presidenta Cristina Fernández llamó esta noche al mandatario uruguayo electo, Tabaré Vázquez, y lo felicitó por el resultado obtenido en el balotaje que le da un nuevo mandato como presidente del vecino país.

Cristina conversó telefónicamente con Vázquez a poco de conocerse los primeros resultados del escrutinio de la segunda vuelta en la República Oriental del Uruguay. Durante la charla, Vázquez le adelantó a la Presidenta que dará instrucciones a sus equipos de trabajo para que a través de ambas Cancillerías se concrete la fecha de una pronta visita a la Argentina.

Al mismo tiempo, el presidente electo le manifestó a Cristina su deseo de estar presente el próximo 5 de diciembre en la ciudad ecuatoriana de Guayaquil, cuando se inaugure el edificio de la nueva sede de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), bautizado con el nombre del ex presidente argentino Néstor Carlos Kirchner.

Vázquez le adelantó a la Presidenta que dará instrucciones a sus equipos de trabajo para que a través de ambas Cancillerías se concrete la fecha de una pronta visita a la Argentina

Por otra parte, la jefa de Estado también se comunicó con el vicepresidente electo, Raúl Fernando Sendic, para felicitarlo por el rotundo triunfo en los comicios que darán origen al tercer mandato consecutivo del Frente Amplio uruguayo.

 

30
Noviembre

A las 8 hora local (las 7 en la Argentina) se iniciaron en Uruguay las elecciones de segunda vuelta en las que el favorito Tabaré Vázquez y el opositor Luis Lacalle Pou competirán por convertirse en el próximo presidente a partir del 1 de marzo de 2015, en reemplazo de José Mujica.

Un total de 2.620.791 ciudadanos están habilitados para votar entre las ocho y las 19.30, y si bien los datos oficiales se conocerán recién para la medianoche, se estima que los sondeos de boca de urna coincidirán en que el oficialista Vázquez obtendrá una buena diferencia a favor que lo consolidará como ganador.

En la primera vuelta del 26 de octubre Vázquez, quien ya fue presidente del país entre 2005 y 2010, obtuvo 47,8% (1.108.839 votos), con lo que quedó muy cerca de imponerse en esa instancia.

Lacalle Pou, a su vez, cosechó en aquella ocasión 30%, y espera para esta jornada recibir un buen número de votantes del Partido Colorado, que en primera vuelta rondaron el 12% del electorado.

Para el balotaje los diversos sondeos auguran para Vázquez un piso de votos de 52%, lo que lo coloca en las puertas de convertirse hoy en el presidente más votado de la historia de Uruguay.

19
Noviembre

CONSEJO DE SEGURIDAD

El canciller reiteró "el llamado de la Argentina a que los Estados se abstengan de enviar armas a zonas en conflicto porque ello sólo contribuye a incrementar su intensidad y duración, y a poner en riesgo a la población civil".

Timerman representó a nuestro país en el debate “Amenazas a la paz y la seguridad internacionales causadas por actos terroristas”, presidido por la ministra de Relaciones Exteriores de Australia, Julie Bishop, acompañado por la Representante Permanente ante las Naciones Unidas, embajadora Marita Perceval, según se informó mediante un comunicado de prensa de Cancillería.

También participaron el secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon; el Ministro de Relaciones Exteriores y Asuntos Europeos de Luxemburgo, Jean Asselborn; el Ministro de Estado a cargo de Cooperación de Rwanda y los Viceministros de Relaciones Exteriores de Lituania y de la República de Corea y alrededor de 50 países miembros de las Naciones Unidas intervinieron en el debate.

El debate se centró en la cooperación internacional para luchar contra el terrorismo, incluidas las amenazas interrelacionadas que presentan los llamados combatientes terroristas extranjeros, el extremismo violento que puede conducir al terrorismo, Al-Qaida y el Estado Islámico en Irak y el Levante (ISIL).

"En la actualidad la amenaza del terrorismo es más clara que nunca y más necesarios que antes la implementación y fortalecimiento de mecanismos de cooperación eficaces y basados en el respeto mutuo"

Como resultado de la reunión, el Consejo adoptó una Declaración de la Presidencia en la que se reafirmaron las resoluciones anteriores en materia de lucha contra el terrorismo, al tiempo que se identificaron medidas prácticas para mejorar el intercambio de información entre Estados para combatir este flagelo y, en particular, evitar que ISIL, el Frente Al- Nusrah y otras entidades asociadas con Al-Qaida accedan a recursos y financiamiento que faciliten su accionar. Asimismo, el Consejo reafirmó el papel de las Naciones Unidas en la materia.

Durante su intervención, Timerman destacó que "en la actualidad la amenaza del terrorismo es más clara que nunca y más necesarios que antes la implementación y fortalecimiento de mecanismos de cooperación eficaces y basados en el respeto mutuo".

A su vez, afirmó que "la normalización mediática del horror y la aceleración de la violencia extrema no puede llevarnos a visualizar la respuesta militar como única o privilegiada opción para luchar contra el terrorismo en todas sus formas y manifestaciones, pues ésta ya ha mostrado sus limitaciones y fracasos".

Timerman agregó que "la Argentina es uno de los numerosos países que ha sufrido en forma directa el terrorismo", y puntualizó: "Nuestra sociedad, desde 1976 y hasta 1983, fue víctima de actos terroristas perpetrados desde y con el aparato del Estado por la más salvaje dictadura cívico-militar que hayamos vivido, responsable de crímenes atroces y de lesa humanidad".

"Segundo, vivimos 'en carne propia' la deshumanizada y terrible acción de grupos terroristas foráneos que, movidos por el odio, el fanatismo y la destrucción, cometieron dos atentados terroristas, en 1992 y 1994, contra la Embajada de Israel y la Asociación de Mutuales Israelitas Argentinas (AMIA)", señaló.

Asimismo hizo hincapié en que "la comunidad internacional tenía la responsabilidad, frente a una humanidad que se pretende quede paralizada por el espanto, de trabajar por la plena vigencia del Estado de Derecho en cada uno de nuestros países, y asumiendo la imperativa necesidad de construir un orden mundial equilibrado y justo, basado en el multilateralismo real y la cooperación".

"La convicción de la Argentina es que el terrorismo debe combatirse en el marco del Estado de Derecho y del respeto del debido proceso", expresó Timerman y resaltó que "es necesario que las medidas que los Estados adopten para combatir el terrorismo respeten cabalmente el derecho internacional, en particular el derecho internacional de los derechos humanos, el derecho internacional humanitario y el derecho de los refugiados".

En ese sentido, destacó que "estas medidas deben también respetar los propósitos y principios consagrados en la Carta de las Naciones Unidas, como la soberanía, la integridad territorial, la independencia política de los Estados, y el principio de la no intervención en los asuntos internos".

Por último, destacó que "la realidad nos muestra que la decisión de algunos países de armar a los que definen como 'freedom fighters' hoy, mañana serán los 'terroristas' a quienes intentan combatir" y reafirmó "la convicción de la Argentina de que las Naciones Unidas, en tanto piedra angular del sistema multilateral, debe ser la organización que lidere la acción de los Estados en materia de lucha contra el terrorismo".