R24 EN VIVO

28
Noviembre

Viviana Ambrosi, Directora del proyecto E-basura, dialogó en Radio La Plata (FM 90.9) sobre la quinta campaña de recolección de equipamiento informático en desuso.

Al respecto, manifestó: “Es un proyecto de extensión universitaria que trata la problemática de los residuos electrónicos, contaminación y problemas de la salud, por lo que tratamos de darle un fin social a través de la recuperación y la puesta a punto de equipos informáticos”.

“Nuestro objetivo es llegar a la gente y despertar la responsabilidad social de las empresas e instituciones para que acerquen estos equipos de recambio tecnológico. Hoy estamos en el estacionamiento del Rectorado de la UNLP para hacer esta tarea, que la realizamos desde el año 2009. El objetivo es que los deshechos electrónicos no terminen en un basural y darle una nueva oportunidad en algunas instituciones”, afirmó la especialista.

De esta manera, señaló: “Los problemas empiezan cuando los desechos se mezclan con residuos naturales y la basura común con el agua de lluvia, comienzan un estado de descomposición y generan problemas para la salud porque estos aparatos son fabricados con elementos tóxicos”.

“En Argentina se calculan 140 mil toneladas de basura electrónica por año, lo que da alrededor de 7 kilos por habitante. Basura electrónica son los residuos de aparatos eléctricos y electrónicos. Todo lo que usa corriente para funcionar tiene algún componente reciclable. Uno tira cosas muy simples y eso puede estar colaborando el medio ambiente. Hoy estamos enterrando recursos naturales no renovables”, informó Ambrosi.

“Pedimos que el equipo que donen sea de un Pentium 4 para arriba, pero una máquina más vieja a veces nos sirve para reparar otra”, recomendó en cuanto a las posibles donaciones de la gente, mientras que cerró: “Este proyecto comenzó en el 2009 y tenemos mucha demanda. Tenemos una escuela de oficio en la reparación de PC y todas estas capacitaciones en oficio se hacen en forma gratuita”.

27
Noviembre
INNOVACIÓN La compañía surcoreana Samsung presentó ayer Eyecan+, un mouse especial que permite editar documentos y navegar por Internet con el simple movimiento de los ojos. El dispositivo fue ideado para ser usado por personas con discapacidades y se distingue por no requerir el uso de anteojos u otros terminales adicionales. EL aparato se coloca debajo del monitor y mediante tecnología inalámbrica se calibra con los ojos del usuario. La compañía no comercializará el producto ya que tanto su tecnología como su diseño fueron desarrollados con código abierto y pronto estará accesible para "empresas u organizaciones que deseen comercializarlo", según detallaron sus creadores en un comunicado. Para su utilización, Eyecan+ requiere que el usuario se ubique a una distancia de entre 60 y 70 centímetros de la pantalla, en la posición que desee, tanto sentado como acostado. Luego, el equipo realiza una calibración por usuario, por única vez, debido a que puede almacenar las características oculares ya efectuadas. A continuación aparece en la pantalla un menú con 18 comandos diferentes que pueden ser seleccionados con el movimiento de los ojos y un parpadeo. Cada comando representa una acción a ejecutar, entre las que se encuentran "copiar", "pegar", "seleccionar todo", "arrastrar", "imprimir" y "cerrar programa". Además, cada usuario puede incluir funcionalidades personalizadas. Para el desarrollo del equipo, Samsung contó con la participación de Hyung-Jin Shin, graduado en ciencias de la computación, quien nació cuadripléjico y durante 17 meses realizó las pruebas necesarias del sistema hasta alcanzar el producto final.
10
Noviembre

EN MENDOZA

Más de un centenar de programadores, diseñadores especialistas y entusiastas participaron hoy en Mendoza de un hackatón de datos públicos, el encuentro de trabajo colaborativo con el que finalizó el cuarto y último Foro Regional Program.ar del año.

"La jornada de hoy estuvo muy bien, con varios proyectos en marcha, discusiones y análisis de factibilidad, exclusivamente para el desarrollo de aplicaciones y visualizaciones con datos públicos", explicó a Télam Pablo Etcheverry, director de Gobierno Electrónico de la Jefatura de Gabinete.

Durante todo el día programadores, diseñadores, especialistas e interesados en temáticas relacionadas al procesamiento de datos trabajaron en la elaboración de aplicaciones y visualizaciones interactivas sobre información del Instituto Nacional de Vitivinicultura (INV), la Secretaría de Derechos Humanos o el Programa Conectar Igualdad, entre otras instituciones.

"Fue un experiencia muy rica para Mendoza, con mucha participación de alumnos y público que trajo ideas pensando en originales aplicaciones, como un grupo de chicos que trabajó en la presentación de un programa para el hogar para detectar terremotos y controlar la temperatura", señaló el director.

Los hackatones son jornadas ininterrumpidas de trabajo colaborativo en donde se involucran programadores de software con especialistas en otras temáticas, para desarrollar sistemas o dispositivos, realizar aplicaciones o programas informáticos.

Los sets de datos sobre los que se trabajó hoy habían sido previamente subidos al Portal de Datos Públicos.

El cuarto Foro Regional Program.ar se realizó ayer y hoy en la sede de la Universidad Nacional de Cuyo (UNCuyo), y marcó el final de una serie de encuentros desarrollados desde junio en Quilmes, Córdoba y Resistencia, con el foco puesto en acercar a los estudiantes las ciencias de la computación.

   "Fue un experiencia muy rica para Mendoza, con mucha participación de alumnos y público que trajo ideas pensando en originales aplicaciones"

   Pablo Etcheverry

Presente en el evento, el director general del Instituto Tecnológico Universitario (ITU), Guillermo Cruz, celebró que Mendoza y concretamente la UNCuyo, sea el espacio para esta jornada.

"Estamos en un momento en donde lo más importante es el conocimiento. En la era digital, desarrollar más vocaciones y más gente que conozca, maneje y trabaje la información, nos va permitir tener un país más independiente”, dijo.

Por su parte Cristina Párraga, presidenta del Polo TIC Mendoza, destacó el modo en que se configura el eje Estado, Educación y Empresa, e instó a planificar en conjunto estrategias y políticas de Estado con las empresas que demandan el recurso humano.

"Trabajemos en la Mendoza digital, trabajemos en red, porque las redes se tejen y en la medida en que los nudos se aten cada vez más cerca, más nos van a contener a todos”, sintetizó.

Mariana Castiglia, directora de Estudios del Instituto Tecnológico Universitario (ITU) de la UNCuyo, destacó la dinámica de los talleres que recibieron los alumnos durante el Foro, “que hizo que los estudiantes estén muy compenetrados y enganchados con la actividades”.

“El comportamiento y la participación de los alumnos chicos demostró que cuando a los chicos les haces un propuesta adecuada, activa y atractiva a su edad, realmente participan fuertemente”, dijo la docente mendocina en relación a los talleres preparados por la Dirección General de Escuelas de Mendoza, donde ayer participaron más de 500 alumnos del nivel medio, acompañados por un equipo de 200 docentes.

Castiglia recordó que el objetivo del Program.ar “es rescatar las vocaciones y que los chicos elijan carreras relacionadas a la Informática que es lo que falta como desarrollo de país” y que “aprendan sobre el uso y la importancia del software libre”.

“Muchos chicos se quedaron sorprendidos por la realidad al descubrir el software libre”, confesó la directora, quien señaló que la UNCuyo cuenta con dos unidades académicas que, por decisión del Consejo Directivo, se trabaja con software libre, algo que está empezando a tomar trascendencia”.

Program.ar es una iniciativa del Estado Nacional que busca discutir con todos los actores de la sociedad cuál debería ser la estrategia del país para impulsar el aprendizaje de las ciencias de la computación.

El programa está sostenido por Jefatura de Gabinete de Ministros, Fundación Sadosky (Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva), Portal educ.ar (Ministerio de Educación), Programa Conectar Igualdad (ANSES), y Ministerio de Educación.

06
Noviembre

Las solicitudes de datos de usuarios locales de Facebook enviadas por administraciones argentinas cayeron un 8,6 por ciento, mientras que a nivel global los pedidos aumentaron un 24 por ciento, según el informe semestral presentado por la compañía.

Se trata del pedido de datos sobre usuarios que representantes gubernamentales realizan a Facebook, en general relacionado a causas penales, como robos o secuestros.

La información que los gobiernos pueden requerir incluye datos básicos de los usuarios, registro de direcciones IP e incluso el contenido de las cuentas.

Desde la Argentina, en el primer semestre de este año se realizaron 254 solicitudes sobre 364 cuentas de usuarios, un descenso respecto de la seguna mitad de 2013, cuando se efectuaron 278 pedidos sobre 414 usuarios de Facebook.

El descenso va en contramano del aumento registrado por parte de los gobiernos de todo el mundo.

"En los primeros seis meses de 2014, los gobiernos de todo el mundo hicieron 34.946 solicitudes de datos, un aumento de alrededor del 24 por ciento respecto del último semestre de 2013", explicó Facebook en un comunicado que acompañó su "Informe de Transparencia".

"Durante el mismo tiempo, la cantidad de contenido restringido debido a las leyes locales aumentaron alrededor del 19 por ciento", agregó.

La compañía afirmó que los pedidos gubernamentales son aceptados siempre que se encuentren en el marco legal de los términos y condiciones de la plataforma, y bajo órdenes judiciales.

"Comprobamos el fundamento jurídico de todas y cada una de las solicitudes que recibimos. En el caso de solicitudes muy amplias o poco detalladas, las rechazamos o requerimos que sean más específicas", explicó la red social.

Página 6 de 8